El submarino hunde al Sevilla

Después de siete partidos sin ganar y viendo lo propicia que había sido la jornada, hoy se esperaba un Sevilla con garra y fuerza, con ganas de reivindicarse…nada más lejos de la realidad.



Tenemos un equipo enfermo que acaba de ingresar en la UVI. La defensa totalmente superada, un Palop falto de confianza, una delantera fallona…en definitiva, un equipo psicologicamente hundido y rematado, torpedeado por un submarino que nos hacía correr y sufrir a base de un juego rapido y de paredes bien tiradas.
Hoy no se cumplió la máxima de entrenador nuevo, victoria segura. Alvarez tiene mucho trabajo para levantar la moral de los jugadores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *